Te llamamos
gratis

Hipertensión y acúfenos

La hipertensión arterial y los acúfenos tienen un vínculo. ¿Sabes por qué surge?

hipertensión y acúfenos

Aparte de ser una frase hecha, tener un buen corazón también significa vivir con mejor salud. Nuestro corazón se pone contento cuando nos pasan cosas buenas, por eso debemos controlar al máximo la tensión arterial porque quizás no sepas que la hipertensión puede estar asociada a padecer también problemas de oído. Tener la tensión por las nubes puede causarnos déficit auditivo desembocado en un caso de tinnitus o acúfenos en los oídos.

En ocasiones, son algunas las variables que se relacionan entre sí en determinados temas de salud. No llevar un control rutinario de una de estas variables puede derivar en otro problema grave. Como por ejemplo sucede en el vínculo entre el colesterol y la pérdida auditiva, el envejecimiento y la sordera o la relación de la diabetes con la falta de audición. Los casos de tinnitus con zumbidos en el oído tienen asociados dos variables como es la hipertensión y la exposición prolongada al ruido. A continuación, te vamos a explicar las causas de la relación entre la hipertensión y los acúfenos y los posibles tratamientos para reducir los efectos.

Causas de la hipertensión arterial

La presión arterial es la fuerza que empuja la sangre en movimiento hacia las paredes de las arterias. La sangre, en su intento de llegar a todas las partes de nuestro organismo, se encuentra con una serie de resistencias a las que debe vencer para conseguir la circulación. Según cardiólogos del Hospital Quirónsalud de Barcelona, “la hipertensión arterial (HTA) supone un incremento de estas resistencias, por lo cual la sangre debe generar una mayor tensión sobre el músculo cardíaco y una mayor presión sobre el árbol arterial”.

Las causas o el riesgo de sufrir hipertensión se encuentran en:

  • Antecedentes familiares
  • Sobrepeso u obesidad
  • Ingesta de alcohol no moderada
  • Ser fumador
  • Llevar una alimentación alta en grasas saturadas y alta en sodio
  • Hacer poca actividad física
  • Ser diabético
  • Tener más de 60 años
  • Mayor riesgo en los hombres aunque en las mujeres, el riesgo es mayor después de los 55 años

Comprobamos que muchas de estas causas son algunas de las variables que hemos nombrado anteriormente y que guardan una relación con la aparición de la sordera. Pero según las últimas investigaciones, se ha descubierto que la hipertensión prolongada y la exposición continuada al ruido puede causar zumbidos y pitidos el oído.

La exposición al ruido y acúfenos

El oído, en muchos casos, se acostumbra a una determinada exposición al ruido debido a trabajos continuos o al tráfico de las grandes ciudades. En estos casos concretos, el ruido en el oído es una de las causas de la pérdida auditiva y que asociado a la hipertensión, puede provocar casos graves de acúfenos.

Además, la hipertensión o la tensión arterial alta y otros factores como el estrés o el alcohol y la cafeína que provocan el aumento de la presión arterial, también son una de las causas de la aparición del tinnitus en el oído.

Los acúfenos son zumbidos escuchados tanto en el oído izquierdo como en el oído derecho y no son provocados por una fuente externa de sonido. Estos zumbidos, pitidos, silbidos y hasta murmullos son escuchados por la persona desde el cerebro, ya que el ruido no proviene de un sonido externo. No se considera que sea una enfermedad, sino un síntoma relacionado con el sistema auditivo. ¿Sabías que tinnitus es un latinismo que significa tintineo? Seguro que sabiendo esto, ahora ya lo entiendes un poco mejor.

Tratamiento para los acúfenos

Hasta el momento, el tinnitus no tiene cura. Pero sí existen tratamientos y pequeñas soluciones que ayudan a aminorar sus efectos. Una de las terapias que lo mejoran es el entrenamiento auditivo a través de ruidos blancos. A través de estas sesiones, los pitidos pueden llegar a pasar desapercibidos. También existen algunos remedios naturales y medicamentos que lo reducen y almohadas vibratorias con las que podrás relajarte olvidándote de estos molestos pitidos en el oído.

Aunque hoy no sea el Día Mundial de la Hipertensión, hemos querido recordar la importancia que tiene hacerse chequeos y revisiones rutinarias para comprobar que todo va bien. La revisión de oído es una de ellas y puedes hacértela siempre que lo desees en nuestros centros auditivos. Sólo tienes que pedir tu cita para tu revisión y nuestro equipo te dará fecha para tu test auditivo personalizado.

¡Pide ahora tu audiometría y comprueba si tu oído está sano!

Por favor, valora el artículo

Te llamamos gratis

Déjanos tus datos y te atenderemos lo antes posible para resolver todas tus dudas. Recuerda que también puedes llamarnos al 902 303 306 o al 91 436 25 99.

INFORMACIÓN BÁSICA SOBRE PROTECCIÓN DE DATOS
Grupo Audifón como Responsable del Tratamiento, le informa que los datos personales recogidos tienen como finalidad: a) Gestionar la reserva de citas o resolver su solicitud b) Envío de comunicaciones comerciales relacionadas con productos y servicios Audifón. La base legal es el Consentimiento del interesado. Se prevé la cesión de datos a Centros Audifón (Grupo Audifón) y Franquiciados para la gestión de su visita o solicitud. Usted podrá ejercer sus derechos y encontrar información adicional sobre el tratamiento de sus datos en nuestra Política de privacidad .

Todos los derechos reservados. Nota Legal Política de privacidad Cookies

Uso de Cookies

audifon.es utiliza cookies propias y de terceros para analizar el tráfico de la web y mejorar su navegación. Si continúa navegando o acepta su uso se considera que acepta el uso de cookies. Para obtener más información o modificar la configuración visite nuestra Política de cookies